sábado, 13 de septiembre de 2008

De balcones, flores y poesías


Hay poetas y poemas que nunca se olvidan, sobre todo si los hemos conocido en época escolar. Uno de ellos, de los que he admirado desde niña fue, Baldomero Fernández Moreno.
Para quien no lo conozca, les cuento que este poeta argentino nació en Buenos Aires en 1886.

Su infancia en España y su admiración por Antonio Machado han dejado huella en su obra, ajena al modernismo en boga cuando publica su primer libro a los 29 años,(Las iniciales del misal) en 1915. Su obra, en la que no puede dejar de estar presente la admiración por Lugones, se adscribe al denominado "sencillismo". Tanto Borges como Martínez Estrada, han ponderado su mirada de poeta para captar perspicazmente la realidad urbana o rural. En algunos de sus versos Borges dice que Buenos Aires fue "vista para siempre" por Baldomero

Su obra bella, transparente y profunda ha sido alcanzada sólo por grandes poetas. En sus versos cuidados y sencillos, con toques de pintura excepcional sobre los temas que trata, llega al lector con la fuerza no igualada de las cosas simples, pero hondas. Ante su poesía, nada alambicada, ni siquiera en la de su época final, más elaborada, no podemos dejar de sentirnos hondamente conmovidos. En sus versos se trasunta un alma noble, un corazón sensible y tierno, el amor por lo esencial del asunto. Cuidado de la palabra -heredado de sus ancestros españoles, al decir de Martínez Estrada- y una lírica permanentemente emotiva, lo definen.





Setenta Balcones



Setenta balcones hay en esta casa,

setenta balcones y ninguna flor,

¿ A sus habitantes, Señor, qué les pasa?

¿ odian el perfume, odian el color?

La Piedra desnuda de tristeza agobia

¡ Dan una tristeza los negros balcones!

¿ No hay en este casa una niña novia?

¿ No hay algun poeta bobo de ilusiones?


¿ Ninguno desea ver tras los cristales,

una diminuta copa de jardín?

¿ En la piedra blanca trepar los rosales,

en los hierros negros abrirse un jazmín?


Si no aman las plantas no amarán las aves

no sabrán de música, de rimas, de amor.

Nunca se oirá un beso, jamás se oirá una clave



¡ Setenta balcones y ninguna flor !









Bueno, ¿y qué?

Aunque tuvieras, poeta,
un castillo en una cumbre,
un salón lleno de lumbre
y un gran sillón de vaqueta;
al llegar la noche quieta,
sobre mi hastío de pié,
me diría: bueno, ¿y qué?
y componiéndome el talle
me largaría a la calle,a la calle y al café










Tráfago

Me he detenido enfrente del Congreso,
y en medio del urbano torbellino,
he soñado en un rústico camino
y me he sentido el corazón opreso.

Una tranquera floja, un monte espeso,
el girar perezoso de un molino,
la charla familiar de algún vecino,
¿no valen algo más que todo eso?

Se ahogaban en la esquina algunas flores;
a formidables tajos de colores,
abríase el asfalto humedecido
como esbozando trágica sonrisa.

¡Quién va a fijarse en mí, si hay tanta prisa!
¡Quién va a escuchar mi voz, si hay tanto ruido!

Espero les hayan gustado las poesías, es solo una muestra de este prolífico poeta que nos ha dejado hermosos versos y un singular recuerdo a aquellos que en hemos conocido de él, en nuestros colegios en la niñez.
¿ Recuerdan éste ó algún poeta del que hayan tenido que estudiar un poema "de memoria"?
Gracias por acompañarme y los espero para seguirnos leyendo.

17 comentarios:

Steki dijo...

Hola Grace®:
Gracias por traerme el recuerdo de mis épocas escolares!
Setenta balcones y ninguna flor... ah, qué lindo.
Buen finde para ti, amiga.
BACI, STEKI.

Adalberto Remo dijo...

Grace: todos lo queremos, pero alguna vez, me dejó sin postre por no estudiar de memoria sus poemas.

Sin embargo, al leer el estudio que haces sobre él, reconozco que tiene sus méritos.

Por una casualidad, ayer, buscando un tema para mi post, casi coincidimos, pero cambié de idea, y me quedó de él esta frase:

¡Quién pudiera arrear esas velas y verme libre de jarcias y de recuerdos (...) y quedar en una bahía quieta y abrigada!
Un beso. Adal.

Grace® dijo...

Steki Sii, recuerdos de hace unos cuantos añitos, pero parece que fue ayer cuando uno los lee, verdad?. Feliz finde para vos también Steki.

Adalberto La frase es genial pero me recuerda otra: Un barco se encuentra seguro en el puerto, pero no fue construído para eso. Linda, no?
Un beso Adal y feliz finde!

Emili@no... dijo...

Recuerdo una cantidad de poemas, poetas. Gracias por compartir los poemas de este autor tan espectacular, como tu dices, por su sencillez y profundidad para escribir.

Un abrazo grande Grace, besos!!. Emi.

Pazcual dijo...

Hola Grace..Uy estaba perdidita de estos lares. Me ha gustado este poeta, y ya tpu sabes..otro libro más para leer.

La verdad es que me tocó aprender "Una noche, una noche llena de..." Y te confieso: sólo me sé eso. José Asunción Silva, Nocturno y yo nunca nos llevamos bien. Para leerlo soy muy buena pero para aprendermelo...ya era un lío. Creo que por eso evito leer cosas en público, la verdad es que siempre tiendo a equivocarme jajaja

Besos grandes ;)

Paz

Adalberto Remo dijo...

Tienes razón, Grace, además de linda, es una visión de la vida. Y sí, te deja pensando...
Un beso. Adal.

Grace® dijo...

Adal Es para pensar, correcto y en la reflexión nos damos cuenta de lo auténtica que es, por eso me gusta. Beso!

Emmiliano Lo que tu dices, la sencilles que lo racteriza es lo que agrada porque es mucho más dificil expresarla en un poema.
Gracias Emi, un beso!

Paz Sii, aprender algún verso de memoria es dificilisimo, podemos estar horas y horas trtando de memorizarlo y cuesta mucho, y al fin y al cabo terminamos sin saberlo.
Gracias Paz por tu visita, un besito!

Gurisa dijo...

Recuerdo que alguien en mi familia recitaba Setenta balcones. Pero yo soy de la época en donde las maestras/profesores no nos daban a estudiar de memoria nada, excepto el preámbulo de la Constitución.
Sí tuve que leer un libro completo para analizarlo. Por suerte me decidí por El amor en los tiempos del cólera en vez de Cien años de soledad. Sep, era mi época "Gacía Márquez" :P

Gisela Ange dijo...

Grace®: Qué lindo autor! No lo conocía (es tanto lo que no conozco!) Me encantó su estilo simple, pero profundo. Transmitir sentimientos de esa forma tan suave es más que admirable. Me encantó.
Y más me encantó tu forma de presentárnoslo. Me alegra de que vuelvas a iluminarnos :)
No leí muchos poemas o poesías en la primaria, pero la primera que memoricé fue:

La paz

La paz es mi casa limpia
y mi madre en el jardín.
Los cuadernos del colegio,
el susto del boletín!

La paz: lluvia de domingo,
en un cine de aventuras.
El sol, y un pulover rojo.
Mi perro fiel, mis lecturas.

La paz es la navidad,
y un regalo sorprendente.
Tener derecho a jugar
y que sonría la gente.

La paz es dormir tranquilo
bajo un cielo sin aviones.
Que no estallen las granadas
ni se escuchen los cañones.

Otros como yo crecieron
bajo tormentas de guerra.
Yo le doy mis ilusiones,
mi infancia, mi paz, mi tierra.


Perdón lo extenso... Siempre tengo presente esta poesía, junto a "Mi planta de Naranja Lima", mi primer libro, en 7º, que tiempos! jaja
Besote amiguis :)

Julieta dijo...

Me hiciste recordar mis días de colegio..Baldomero ,el de los 70 balcones ,...tuve que estudiarlo de memoria en la escuela Normal,lo mismo que a Quevedo ,Lope de Vega ,etc.,etc.,Gracias por tu post ,bello como siempre...

Chichipío dijo...

Estimada Grace, como siempre ud estimulando sensibilidades.
Ya que estamos inmersos en la poesía, y aprovechando la referencia a Lugones, me tomo la libertad de compartir una poesía de ese autor; espero les guste.
Fantástica, mi amiga, como siempre.
Chichipío

ALMA VENTUROSA

Al promediar la tarde de aquel día,
cuando iba mi habitual adiós a darte,
fue una vaga congoja de dejarte
lo que me hizo saber que te quería.

Tu alma, sin comprenderlo, ya sabia. . .
con tu rubor me ilumino al hablarte,
y al separarnos te pusiste aparte
del grupo, amedrentada todavía.

Fue silencio y temblor nuestra sorpresa,
mas ya la plenitud de la promesa
nos infundía un jubilo tan blando,

que nuestros labios suspiraron quedos . . .
y tu alma estremecíase en tus dedos
como si se estuviera deshojando.

el poeta mistico dijo...

CAMBIOS POLITICOS

Yo era un Director importante, con sello,con despacho importante, secretaria bonita,
profesionales inteligentes a mi cargo.

Con pasajes aéreos, viáticos,
notebook, clave de larga distancia,
lugar para estacionar...

De repente... me sacan el despacho,
la secretaria, el personal, la clave.

Me llevé la notebook, a otro despacho menor.

También me la quitaron...

Me arme una vieja computadora y...
me echaron también de ese despacho.
Y me sacaron esa vieja PC

Me mandaron a otro lugar gris y feo
Sin despacho, sin sello, sin función,sin computadora, sin silla ni escritorio
Solo una mesa común...

Fui la nada... fui nadie. Fui vacío
Estaba perdido. Absolutamente vacío.

Y me establecí en el vacío.
El todo llega cuando te has asentado en la nada.

Y empecé a hacer la nada sin prisa.
Empecé a estar cada vez más hueco,
Vacío, pasivo.....

Ser cada vez más un observador,
indiferente, sin esperar nada.
Sin desear nada

Entonces algo comenzó a suceder a través mío...

No era hacer era permitir…
Me estaba convirtiendo en un conducto para que la totalidad fluya a través mío.

Y empecé a fluir sin dudar
A ser natural, verdadero, simple, espontáneo.

Entonces estuve cada vez más a gusto.

Cada vez mas aquí y ahora.
Ser feliz conmigo mismo

Y celebré, este día es suficiente
por si mismo ¿y el mañana?
El mañana cuidara del mañana.

¿Que no entendés?
Qué… ¿Que me pasa?
¿Que estoy loco?

Amiga la vida es más que lógica
La vida es paradójica...
La vida es misteriosa...

Hecho real sucedido a: El Poeta Místico

Adalberto Remo dijo...

Grace: como en tu blog siempre está presene la poesía, aprovecho para desearte que esta estación llena de promesas que nos brinda la Naturaleza, sea una primavera generosa contigo y te brinde la mayor felicidad.

unServidor dijo...

¡Gracias Grace! Estos 3 poemas son los que más me gustan de él.
Y me hiciste notar que no todo lo que nos obligaron a memorizar en la escuela producía el efecto contrario al buscado (odiar al poema y al poeta) porque 70 balcones fue uno de los que memoricé... pero ¡me encantaba!

(qué placer cuando la de Literatura empezó a dictar Machado y a la mitad yo dejé de escribir. Cuando se molestó porque yo no copiaba, le mostré que ya lo había escrito completo, y ella aún no terminaba de dictar ¡grande Serrat! jajaja)

Grace® dijo...

Gurisa: Me alegro que no hayas estudiado una poesia de memoria, aunque la "bronca" del momento puedo asegurarte es uno de los mejores recuerdos del mañana jaja..enserio, es así. Beso Guri!

Gisela: Me encantó esa poesía, es tierna, infantil pero muy sentida. Lo que le decía a gurisita estoy seguro que el dia de mañana se la recitarás a tus hijos, porque no se olvidan nunca. Un beso amiguis!

Chichipio Nos conocemos...claro que nos conocemos, Lugones no es solo un poeta, es un sentimiento sin duda. Me contenta que ese poema que es uno de los que más me gustan, lo hayas tenido en cuenta para mi blog. Gracias chichipio, un beso!g

Grace® dijo...

Poeta A veces situaciones límites generan cosas positivas, es evidente pese al mal momento se ha producido uno de ellos pues tu poesía es muy buena. Un abrazo Poeta!

Servidor Me causó mucha gracia lo de tu profesora y la salvada que te pegó Serrat jaja, buenísimo!. Un beso!

Adal muchisimas gracias por tus deseos de primavera y los retribuyo agradeciendo tu calidez y sensibilidad- Abrazo y beso!

Encuadernación Maipú dijo...

El edificio de Setenta balcones está ubicado en Pueyrredón y Corrientes. Me encantó tu blog.
besitos
otra Grace